¿Padres discriminados? Así funcionan las licencias de paternidad en el mundo

Las licencias de paternidad contribuyen a la equidad de género en las tareas de cuidado, así como al desarrollo y bienestar de la primera infancia. Estas medidas contribuyen a que los padres ejerzan el derecho y la responsabilidad compartida por el cuidado, y a que se rompan los roles de género tradicionales atribuidos a hombres y mujeres en el hogar.

Así lo manifiesta la Unicef, que ha llamado la atención sobre la necesidad de mejorar el tiempo de licencia de paternidad en los países. Según la Unicef, casi dos terceras partes de los niños menores de un año del mundo, unos 90 millones, viven en países donde el padre no tiene derecho a un solo día de licencia de paternidad remunerada. 
Mientras que Alemania, Cuba, Finlandia, Islandia, Noruega, República de Corea y Suecia son casos ejemplares en cuanto a licencias de paternidad, en al menos 92 países no se cuenta con este tipo de políticas. 
 

La Unicef ha indicado que cuando el padre se vincula desde el comienzo con el bebé tiene mayores posibilidades de desempeñar un papel más activo en el desarrollo de su hijo y trae beneficios a largo plazo en el bienestar del niño.

Panorama de las licencias de paternidad remuneradas1
 

14 semanas o más

3 a 13 semanas

Menos de 3 semanas

No brindan licencia

Cuba

Japón

Corea

Noruega

Suecia

Australia

Alemania

Canadá

Italia

Rusia

Francia

España

Chile

Colombia

México

Perú

Bolivia

Brasil

Argentina

Guatemala

Indonesia

Filipinas

Kenia

Uganda

Suiza

China

India

Pakistán

Estados Unidos

Nicaragua

Costa Rica

Honduras

Panamá

Haití

Egipto

Etiopía

Nigeria

¹Lista no exhaustiva. Fuente: WORLD Policy Analysis Center www.worldpolicycenter.org , 2018.

 

Comparte esta publicación